POEMAS

13

en mi ciudad
no existen niños abandonados
no hay
si en una noche de ésas
algún pequeño
da vueltas indeciso por los bares
o por
calles que perdieron el nombre
alguien
lo tomará de la mano
inevitablemente
decidiendo
si se lo queda para siempre
o lo vende después de usarlo
a un marinero
un evadido
alguien que ande buscando
redondear su noche
o tal vez el niño mismo
decida
escoja
la mano el corazón aquello
con que
pueda partirse en dos para siempre
la sonrisa

14

yo vengo de ese mar
ese
mar
de cartón
sin olas
sin rumor
indiferente
al puerto

1

Sara Joffre
Close this window